Cuando la familia del delincuente se convierte en víctima: SOMECRIM

De: excelsior.com.mx (click en la imagen para redireccionar la nota).

 

Es urgente ser consciente del rol que tiene la familia de un delincuente como víctima en la sociedad para establecer criterios en cuanto a su protección, dijo la secretaria General de la Sociedad Mexicana de la Criminología, Aceneth González López.

 

En el marco del Día del Criminólogo, que se celebra en México cada 16 de noviembre, la investigadora dictó la ponencia "La familia del delincuente como víctima", en la Facultad de Derecho y Criminología, de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL).

 

Refirió que fue en el ámbito penitenciario donde surgió la criminología, y a raíz de este movimiento en favor del delincuente o del interno, se ha ido concientizando la otra parte de la criminología, que es la victimología.

 

"De hecho, no recuerdo haber pasado como académica en la materia de victimología, porque no estaba como asignatura específica, sino se veía de manera general; ahora ha tomado tal auge que incluso se considera como contraparte de la criminología", indicó.

 

"Me parece importante platicar sobre estos dos temas que son indispensables en la criminología, la víctima y el victimario, ya que luego, el segundo se convierte en víctima, y hasta dónde los hijos de los delincuentes tienen algo de responsabilidad de lo que hicieron sus familiares", resaltó.

 

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) establece que una víctima es toda persona que -individual o colectivamente- haya sufrido daño físico, mental y financiero, o haya sufrido una violación de sus derechos humanos o de la omisión de un delito.

 

"México no cuenta con legislación apropiada para ese tipo de víctimas; existe la Ley Federal de Protección de Personas que intervienen en procesos penales, es decir, a testigos, pero no a las familias, salvo que esté involucrada en la situación, la familia sigue desprotegida e incluso es sobre victimizada", señaló.

 

La especialista expuso que de muchas formas es afectada la familia del delincuente, en donde el repudio social y la confiscación de bienes, son escenarios que se magnifican como la famosa guerra contra el narco y la delincuencia organizada.

 

"México es el país con más leyes, porque todo queremos resolver con una ley, pero lo cierto es que la conducta es castigada en el sujeto y la familia no tiene por qué recibir las consecuencias de ello”, apuntó.


Escribir comentario

Comentarios: 0